Junta de Vigilancia del Río Huasco y Nueva Atacama acuerdan establecer medidas estratégicas para enfrentar crisis hídrica en Atacama

0
100

Con el propósito de abordar la crisis hídrica que afecta al país y generar acciones estratégicas que garanticen la disponibilidad del recurso hídrico para la población, se reunieron en Vallenar los máximos ejecutivos de la Junta de Vigilancia del Río Huasco (JVRH) y Nueva Atacama.

En la oportunidad analizaron las consecuencias de la escasez hídrica, acordaron trabajar en conjunto para enfrentar el difícil escenario que afecta a la región de Atacama y comprometieron coordinar medidas estratégicas para poder ver cómo distribuir las pocas aguas que hay de modo de asegurar el consumo humano, una de las prioridades de la Junta de Vigilancia del Río Huasco, considerando que la sanitaria tiene derechos de aguas subterráneas como su principal fuente.

Nicolás del Río Noé, presidente de la Junta de Vigilancia del Río Huasco y sus Afluentes, enfatizó que “siempre hemos estado observando con atención priorizando la disponibilidad del uso del agua potable para la población, por lo que este tipo de coordinaciones, que vienen desde el 2015 con Aguas Chañar y hoy con Nueva Atacama, resultan fundamentales para enfrentar una situación más crítica en el futuro, lo que nos obliga a intensificar las acciones y medidas estratégicas que permitan garantizar la disponibilidad del recurso hídrico para la población”.

En el mismo contexto, el máximo representante de la JVRH señaló que “Nueva Atacama es parte de nuestra Junta, tienen derechos superficiales, permanentes y eventuales en el Embalse Santa Juana, y hoy estamos trabajando para poder optimizar el uso de cada uno de estos tipos de derechos que aseguren en el mayor plazo posible la disponibilidad de agua, prevaleciendo el consumo humano. La sanitaria forma parte de nuestros usuarios y abastecen de agua a la población, lo que para nosotros es sumamente importante”.

El Gerente Regional de Nueva Atacama, Sergio Fuentes Farias, destacó que “fue una reunión con muy buenos resultados de coordinación, ambos tenemos la misma preocupación que es garantizar el abastecimiento del agua potable para la comunidad. Y, en ese sentido, vemos con muy buena disposición a la Junta de Vigilancia para apoyarnos en todo lo que significa asegurar el abastecimiento para la población”.

Asimismo, el ejecutivo de Nueva Atacama aseguró que la sanitaria está trabajando en varios frentes para garantizar la entrega de agua a la población, tanto en reducir el consumo de agua a nivel operacional como también campañas de concientización sobre la escasez hídrica que afecta a todo el país.

“Estamos preocupados de mantener todas nuestras fuentes en óptimas condiciones, por lo que hemos explorado nuevas alternativas con la Junta de Vigilancia para garantizar el suministro ante un fenómeno de escasez hídrica más agudo que el actual. Quedamos con una serie de tareas y coordinaciones para la búsqueda de estas nuevas fuentes que aseguren el agua para la población”, afirmó Fuentes.

Cabe recordar que, a partir del 29 de agosto, más de 5 millones 300 mil personas, un 30% de la población del país, se encuentra bajo decreto de escasez hídrica, según datos de la Dirección General de Aguas (DGA).

Bajo este contexto, son 135 comunas -casi el 40% de las 346 totales- de las regiones de Los Lagos, Maule, Metropolitana, Valparaíso, Coquimbo y Atacama, las que se encuentran bajo esta medida, la cual tiene una duración de seis meses.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here