EL PROYECTO AUTOGESTIONADO QUE PROMUEVE LA REFLEXIÓN SOCIAL Y CONCIENCIA MEDIOAMBIENTAL A TRAVÉS DE LA MÚSICA INFANTIL

0
62

Durante la crisis sanitaria, una de las áreas más afectadas ha sido la cultura, y en particular la interacción de los niños con instancias de distensión y aprendizaje a través de las artes. El proyecto «Canciones para Pichikeche», que según expresó su impulsora, Ignacia Inostroza Hasse, conocida en el mundo artístico como Nacha Hasse,“se gestó debido a las circunstancias sanitarias que vieron afectado mi trabajo como músico”, logró congregar a alrededor de 15 destacados músicos, que “de manera desinteresada y sin ninguna retribución monetaria decidieron apoyar y tocar en el disco”, bajo la premisa de “componer música con un sentido medioambiental” y que favorezca que “niños y niñas perciban y reflexionen sobre el mundo en el que están viviendo”.

La iniciativa, completamente autogestionada, surgió de la búsqueda de Nacha Hasse respecto de “una manera diferente y articulada de poder enseñar y entregar contenido relacionado a la protección del medio ambiente, fábulas, matemáticas y emociones que generen reflexión y empatía por el mundo que nos rodea”. A causa de la pandemia, el disco se grabó tanto de manera presencial, como a distancia y contó con la colaboración de Juan Pablo Salvo, ganador del Pulsar 2021; David Machuca destacado guitarrista; Ayelén Lautaro baterista y percusionista de la región de Valparaíso; Jonathan Gatica, reconocido saxofonista que fue arreglista y productor musical del disco, entre otros artistas.

EL ROL DE LA MÚSICA EN LA FORMACIÓN DE NIÑOS Y NIÑAS

Respecto al lugar que actualmente ocupa la música a nivel curricular, la cantautora y  profesora de canto sostuvo que la música “siempre ha sido un relleno en nuestro sistema educacional”, y agregó que herramientas didácticas como Canciones para Pichikeche son un insumo facilitador, dado que apoyan “el trabajo del mediador, profesor o profesora” y favorecen “un aprendizaje significativo y  reflexivo que permita generar un conocimiento de manera más atractiva y entretenida”, pues es una herramienta inclusiva que empatiza con los procesos educativos.

En relación a lo anterior, la artista destacó la importancia de la infancia a nivel formativo, y afirmó que “focalizarnos en esa etapa de la vida genera cambios de paradigma que en un futuro dará como resultado a personas que aprendan a convivir con la naturaleza” y que a su vez, podría contribuir a crear “conciencia de preservación y protección como desarrollo”.

La gestora del disco «Canciones para Pichikeche», Nacha Haase, hizo un llamado a interactuar y estimular a los niños con este y otro tipo de contenidos, dado que “la música genera emocionalidad, es integral, didáctica y atractiva”, algo que, según su visión, es fundamental para todo proceso educativo y de vida. La artista también hizo énfasis en que la música transforma a la sociedad y nos permite comunicarnos, por lo que “es fundamental que siempre esté presente en el proceso educativo de los niños no solo como una materia, sino que de manera articulada en todas las asignaturas”.
El proyecto musical enfocado en la reflexión y estimulación de la infancia y la conciencia medioambiental en momentos críticos para el planeta en esta materia, ya se encuentra disponible en todas las plataformas tales como «Canciones para Pichikeche» en Facebook, @cancionesparapichikeche en Instagram, el canal Nacha Hasse en Youtube y Spotify.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here